Inicio Gacetillas La proximidad de un colapso que nos pone en riesgo

La proximidad de un colapso que nos pone en riesgo

44
Compartir

Un año más hablando de este tema. Los pliegos sobre los residuos están en manos de los concejales, pero las soluciones no llegan. El riesgo lo corremos nosotros: los ciudadanos, los trabajadores y nuestro medio ambiente.

Actualmente, en el predio de enterramiento de Piedra Blanca, hay torres de residuos de hasta 20 metros de altura y sólo queda un 3 por ciento de capacidad. Nuestros compañeros están en riesgo. Los vecinos están en riesgo. El medio ambiente, también está en riesgo.

Parece ser una constante: las autoridades no escuchan ni ven las señales de emergencia ambiental, hacen oídos sordos a los reclamos de los trabajadores que advierten el deterioro que está sufriendo nuestra tierra y no generan soluciones a largo plazo.

Es un parche encima de otro. Pero el parche no sirve para evitar el colapso.

A nivel provincial, hacen falta soluciones para mantener nuestros bosques, mejorar la respuesta contra incendios, contener los desbordes de los ríos y las continuas inundaciones. Hay un hecho que impacta directamente en el predio de enterramiento de Piedra Blanca, la provincia lleva allí residuos de distintas ciudades y comunas del gran Córdoba, lo que incrementa día a día la posibilidad del colapso.

Recordemos que ya en 2010 las autoridades municipales informaban a los medios de comunicación que el predio de Piedra Blanca era “provisorio” y que debía cerrarse en menos de un año.
En 2014, algunos diarios se sorprendían y declaraban que “según los pronósticos oficiales varias veces enunciados, a esta altura ya debería estar agotado” (Día a Día, 2014).
En ese momento SURRBaC denunciaba el incorrecto tratamiento de líquidos lixiviados que despiden los desechos; el cavado de fosa a un ritmo inferior al ingreso de residuos y la “pila”, que ya llegaba a los 15 metros.

Casi tres años después, la situación sigue siendo la misma y cada vez peor. Y, como si fuera poco, Córdoba incrementa el volumen de generación de residuos sin que se profundice la política de separación en origen.

Esta semana lanzamos una campaña de concientización, puntualizando que estamos en cuenta regresiva. Los residuos van a taparnos a todos los cordobeses si no hacemos algo en conjunto, si la Provincia y la Municipalidad no accionan, si no escuchan nuestro reclamo, si los ciudadanos no tomamos conciencia sobre lo que generamos día a día. La solución de este problema es una tarea de todos.

Esta cuenta regresiva, es una cuestión de días, el video que lanzamos por nuestras redes lo explica claro: “El enterramiento colapsa. Se termina su vida útil. Los trabajadores están en peligro y muchos vecinos también. El riesgo ambiental es inminente, aunque lo quieran esconder el problema está”.

En vez de proveer una solución, la Municipalidad permite incrementar la altura de las pilas, hace tres años que pasamos el nivel de suelo. Esto aumenta los riesgos que enfrentan los compañeros que deben realizar maniobras con las máquinas, para depositar los residuos en altura. Esta dinámica cotidiana puede provocar un desmoronamiento, además de generar riesgo de escurrimiento de líquidos que podrían afectar las napas.

Queremos que se hable de la problemática ambiental que esto genera, que nos hablen, queremos escucharlos y que nos escuchen, la solución no puede hacerse esperar.
Detrás de cada tonelada de residuos que ingresa al predio, está en riesgo la vida de un trabajador y las condiciones ambientales de los cordobeses.

Mauricio Saillén
Secretario General